Las cofradías cordobesas denuncian a través de un comunicado al Rallye Sierra Morena

toril sierramorena2018

Concluida su semana grande, la Agrupación de Hermandades y Cofradías de Córdoba ha puesto en su punto de mira al Rallye Sierra Morena. Denuncian el uso que se hizo de las inmediaciones de la Mezquita-Catedral de la ciudad, excusándose en las críticas que recibieron durante la Semana Santa por colocar sillas y vallas en esa misma calle.

"Una vez concluida la Semana Santa de 2018, la Agrupación de Cofradías observa cómo, un año más, determinados dirigentes de las administraciones de Córdoba se dedican a realizar manifestaciones contrarias a la organización de la carrera oficial, jaleados por sectores sociales afines a los partidos políticos a los que pertenecen" comienza su comunicado. Desde el comienzo dejan claro, leyendo entre líneas, que su malestar no se debe tanto al propio rally sino a las trabas que les pusieron.

El escrito continúa mencionando las quejas respecto a la colocación de las sillas y de las vallas, y de los avisos relacionados con los problemas de seguridad que podrían tener las carreras oficiales. La Agrupación arremete por primera vez contra el Rallye Sierra Morena pasado el ecuador del texto. "Sin embargo, las plataformas, asociaciones y federaciones vecinales, concejales, gerentes de Urbanismo y delegados de la Junta mantienen un absoluto silencio ante la instalación de estructuras en la Puerta del Puente, el vallado de la zona sur de la Mezquita-Catedral y la limitación de acceso a la misma; motivado por la celebración del Rally de Sierra Morena en la zona de especial protección y declarada Patrimonio de la Humanidad".

"Debido a esto, consideramos que estos políticos y organizaciones afines obran con absoluto desprecio y animadversión hacia nuestra Semana Santa, que no merecen la confianza depositada en ellos por parte de los electores y que solo les mueven motivaciones contrarias a las cofradías y, por extensión, a la Iglesia. Desearíamos que las instituciones no estuvieran conducidas por intereses ajenos al bien común de la ciudadanía, pero, ante la cruda realidad que nos encontramos, únicamente aspiramos a que a todos se nos trate de la misma forma y a que nos dejen trabajar por nuestra Semana Santa sin más nefastas injerencias" acaba.

En lo que al rally se refiere, la calle sólo permaneció cortada durante la celebración del parque cerrado y de la salida oficial, pudiéndose bordear fácilmente por la acera o por las calles aledañas. Asimismo la puesta y retirada del cartel de la puerta del puente se realizó con total naturalidad y profesionalidad, no poniendo en riesgo la integridad del monumento. Por último, cabe mencionar que la zona está regentada diariamente por centenares de vehículos (taxis, camiones de reparto, utilitarios).