Stéphane Lefebvre vence en el Rallye du Condroz

lerebvre condroz2019

Becado con un programa a bordo del Citroën C3 R5 oficial en el campeonato del mundo, Stéphane Lefebvre despedirá este año con dos participaciones de ámbito nacional: el Rallye du Condroz-Huy, donde ha vencido, y el Rallye Terre de Vaucluse, en el que competirá con un Citroën C4 WRC. Su ventaja en Condroz, a pesar de su experiencia, no ha sido especialmente amplia.

Bélgica es un país peleón. Sus pilotos tienen por costumbre plantar batalla hasta el último kilómetro. Buena muestra de ello es su nacional de rallyes, posiblemente el más disputado tramo a tramo y cuyas fechas no suelen resolverse por más de medio minuto. Pruebas rápidas, peligrosas y variopintas que ofrecen un auténtico espectáculo para el espectador y un reto para sus participantes.

No pudo Lefebvre tener un fin de semana tranquilo, aunque eso posiblemente lo sabía ya antes de aterrizar en Huy, centro neurálgico del Rallye du Condroz. Pese a ser líder durante todos los tramos menos uno, el primero, nunca tuvo un colchón cómodo sobre sus perseguidores. Adrian Fernémont (Skoda Fabia R5) ofreció toda la resistencia que pudo, quedándose al final a tan solo 14 segundos de Stéphane.

Tercero acabó Cédric Cherain (Skoda Fabia R5), batiendo por seis segundos a Vincent Verschueren (Skoda Fabia R5), campeón belga del año pasado que no revalidará título. Cherain fue el piloto más rápido del domingo, teniendo que sobreponerse de una sanción de diez segundos impuesta por llegar tarde a la salida de la quinta especial. Kris Princen, que ya se sabía campeón este año del certámen, se retiró debido a la muerte de Rik Vanlessen, copiloto fallecido durante el Rallye du Condroz.