Chema Reyes completa la temporada con un podio

Chemareyes madrid 2018 2

Después del doble podio que festejó al acabar la última cita del Campeonato de España de Rallyes de Asfalto (CERA), José María Chema Reyes concluyó su fructífera temporada el pasado fin de semana clasificándose nuevamente en los puestos de honor, al acabar segundo entre los vehículos de Dos Ruedas Motrices (2RM) que compitieron sobre los embarrados y deslizantes tramos del Rallye de Tierra de Madrid, última prueba puntuable para el Campeonato de España de Rallyes de Tierra (CERT).

El piloto de Boadilla del Monte fue de menos al volante de un Peugeot 208 R2 alquilado para la ocasión por el TRS Racing Team, en el que subió por primera vez como copiloto al cántabro Borja Odriozola. A pesar de su escasa experiencia sobre un firme tan resbaladizo como el que protagonizó el desarrollo de la prueba madrileña, a raíz de las lluvias que cayeron sobre la capital durante las jornadas anteriores, Reyes fue capaz de anotarse tres scratch, quedándose a un paso del triunfo en una cita que se tomó a modo de test para preparar la próxima temporada.

Chema completó así, de manera satisfactoria, con un segundo puesto entre los participantes de su categoría, el provechoso programa deportivo que ha efectuado a lo largo del 2018. Un año que ha supuesto un salto cualitativo en la trayectoria deportiva del joven madrileño, permitiéndole asimilar un ritmo de carrera sobre todo tipo de superficies con el que se ha acreditado como una de las más firmes promesas del automovilismo nacional.

Comienza ahora un intenso programa de preparación para él, con vistas a una nueva campaña en la que buscará consolidar su evolución dentro de esta especialidad, alternando nuevamente la Beca Júnior R2 y la Peugeot Rallye Cup Ibérica, las dos copas de promoción más exigentes del panorama español, en las que ha desarrollado su talento a lo largo de esta temporada.

Chema Reyes: "Estamos muy contentos con nuestra última actuación del año. Hacer un podio en casa siempre es especial. La segunda posición ha sido un resultado más que positivo, sobre todo teniendo en cuenta los problemas con el freno de mano y el repartidor de frenada que sufrimos en el primer bucle. Después, todo fue a mejor. De hecho, llegamos a marcar incluso tres 'scratch'. Además, estoy muy satisfecho con el trabajo de mi nuevo copiloto, Borja Odriozola. Desde el primer momento nos compenetramos a la perfección e hicimos el mejor test posible de cara a la próxima temporada”.