Helena Carrasco: "Fue una gran satisfacción para nosotros ver nuestra evolución a lo largo del rally"

HelenaCarrasco PostGuriezo 21

A pesar de montarse en una montura nueva, el potencial del Peugeot 208 R2 no dejó indiferente a la copiloto navara Helena Carrasco, quien guió a Daniel del Villar hasta la cuarta plaza de la Copa R2 MRF Tyres en el pasado Rallye de Guriezo.

Acoplándose con el paso de los kilómetros, el equipo navarro pudo hacer incluso dos segundos scratch que les permitió finalizar aún más contentos la complicada prueba cántabra, cita inaugural de la Copa R2 MRF Tyres, impulsada por la marca de neumáticos y la Federación Cántabra de Automovilismo, entre otros apoyos.

A punto de cumplir las cien carreras, Helena Carrasco era la primera vez que se montaba en un Peugeot 208 R2, diferente a lo que estaba acostumbrada en relación al Ford Fiesta R2 con el que lleva compitiendo estas últimas campañas a la derecha de Daniel del Villar. "Me he quedado sorprendida de la fiabilidad de estos coches, lo juguetones que son y la confianza que dan. El paso por curva respecto al Fiesta, no es tan notable, pero en las zonas rápidas y salidas de curva, el cambio es tremendo" reveló.

Montura que no dio ningún problema tras el gran trabajo de PuzzleMotor, equipo que estaba al cargo de la unidad durante el parque de trabajo de carrera, permitiéndoles llegar al parque cerrado final. 

Para Helena, Guriezo finalizó con sensaciones muy positivas. Como nos cuenta, "estoy muy orgullosa del ritmo conseguido, y de ver que podemos estar en tiempos de pódium. Los dos primeros tramos del rally fueron para nosotros un "test", tanto del coche que no lo habíamos probado, como para ver la respuesta de las ruedas en agua. Una vez conseguimos esa confianza que necesitábamos en el coche, el resto vino rodado. La adaptación de Daniel fue realmente admirable, y disfrutamos un montón. Fue una gran satisfacción para nosotros ver nuestra evolución a lo largo del rally".

Como objetivos para el resto de temporada, Helena Carrasco se marca "ganar", a la par que es consciente del gran nivel entre los participantes de la primera edición. "Hay que ser conscientes de que el nivel de la copa es muy alto y que con el Fiesta lo vamos a tener más complicado. Tenemos claro que nos tocará atacar en los tramos más revirados, para no penalizar tanto en los rápidos. Pero juntos hemos conseguido llevar un ritmo alto, y queremos demostrar que no se lo vamos a poner fácil a nuestr@s compañer@s. Daniel demuestra cada rally una progresión enorme, y queremos seguir en esa línea. Aprender, disfrutar, pero con el claro objetivo de subir a pódium".